Nuestros clientes a menudo acuden a nuestra consulta con ciertas dudas e inquietudes sobre en qué consiste la psicoterapia. Por ello, vamos a explicar de manera sencilla qué es y cómo funciona.

¿Qué es la psicoterapia?

El objetivo de la psicoterapia en un sentido amplio es promover un cambio en la conducta, pensamientos o emociones de la persona usuaria o cliente que lo solicita, de forma que se sientan más capaces y eficaces a la hora a afrontar sus retos personales, familiares, profesionales, etc…. Por lo tanto, es un tratamiento en el sentido de que busca eliminar un malestar, en este caso psicológico, de las personas. Este malestar se puede manifestar en síntomas concretos, por ejemplo: bajo estado de ánimo, dificultades para regular sus emociones, preocupaciones constantes, obsesiones, miedos, agitación o ansiedad elevada, impulsividad, dificultades en las relaciones personales, incapacidad para tomar decisiones, falta de energía para afrontar el día a día, insatisfacción general, necesidad de conocerse mejor, identificar sus metas, etc …. En resumen, son muchos los motivos por los que una persona puede considerar que necesita psicoterapia, en busca de cambios que le permitan mejorar su funcionamiento personal y social.  

¿Quién puede realizar psicoterapia?

El proceso de psicoterapia se lleva a cabo entre un usuario (paciente o cliente) y un profesional con la titulación de Licenciado o Grado en Psicología con su respectiva especialización y habilitación profesional y colegiado en el Colegio Oficial de Psicólogos, pudiendo ser: Psicólogo Clínico o bien Psicólogo General Sanitario. Por lo tanto, la psicoterapia, como cualquier otra disciplina sanitaria, se realiza en un centro sanitario, debidamente registrado en la Comunidad Autónoma de referencia.  Actualmente, la psicoterapia en España está accesible a través del Sistema Nacional de Salud, y sobre todo, debido a los recursos limitados del mismo (aunque existen iniciativas recientes para su ampliación a atención primaria), es un servicio sanitario de carácter privado.

¿Cómo funciona un proceso de psicoterapia?

El proceso de psicoterapia suele tener una primera fase de evaluación, previa al tratamiento, que debe ser explicado previamente al cliente. En conjunto el proceso suele durar entre 6 meses y un año, si bien depende del motivo de consulta. El tratamiento consiste en la puesta en marcha en la consulta de diversas técnicas de carácter psicológico que promueven cambios en el cliente a nivel de sus pensamientos, su conducta manifiesta, la gestión de sus emociones y su equilibrio psicofisiológico. Estas experiencias en consulta, a posteriori se generalizan y el paciente las utiliza en su vida real, generando nuevas formas de afrontar sus problemas, relaciones, etc… Una vez que se completa este proceso de generalización y la mejoría es consistente,  se procede al alta del cliente. Por lo tanto, es un proceso activo por parte del cliente, que colabora en todas las fases del proceso de psicoterapia.

Existen a su vez diversos enfoques terapéuticos en psicoterapia que parten de distintos modelos de comprender el malestar de las personas, cómo se origina, qué variables intervienen en su mantenimiento y cómo se puede abordar. Por ejemplo, existe el modelo psicoanalítico, el modelo humanista, el cognitivo-conductual y en las últimas décadas se ha desarrollado el enfoque de las llamadas terapias de tercera generación. Entre todos ellos, el modelo cognitivo-conductual es que hasta la fecha ha obtenido mayor evidencia científica sobre su efectividad para los diversos trastornos, incluso siendo tratamiento de elección, por encima de otras estrategias como la farmacológica. Se puede consultar sobre los diversos trastornos y los tratamientos recomendados en:

– Guías terapéuticas para pacientes del Sistema Nacional de Salud, Gobierno de España

Guías terapéuticas en Salud Mental y problemas del comportamiento del The National Institute for Health and Care Excellence (NICE), Reino Unido (en inglés)

¿Cuál es el método en IDEM Psicología en las Rozas?

El enfoque terapéutico que seguimos en IDEM es cognitivo-conductual y humanista. Los trastornos más habituales que atendemos en consulta son los relacionados con depresión, ansiedad, fobias, trastorno obsesivo–compulsivo, control de impulsos, problemas de pareja y sexualidad, estrés, problemas de conducta en niños mayores de 8 años y adolescentes, así como asesoramiento a padres. Se puede consultar nuestro método de trabajo en psicoterapia con detalle la página web de IDEM: método de IDEM Centro de Psicología en Las Rozas.

 

Irene de Miranda Reynés
Directora IDEM Psicología y Terapia